viernes, mayo 30

Baby shopping en Panamá 2: todo bien

... lindo, economómico y muy variado. Teníamos ciertas dudas porque nunca pudimos realmente ver las tiendas panameñas por internet, algo que nos hubiera gustado mucho para orientarnos tanto en su ubicación, como surtido y precios, pero ese detalle no nos iba a detener.

Nuestro viaje flash (3 días) transcurrió exitosamente. Era nuestra primera vez en Panamá y junto a mi objetivo de ir a comprarle las cosas a bebé, mi esposo llevaba su plan de comprar vinos específicos (que no importan al país, o peor aun, que venden con un sobre preciosimlresionante... además de conocer la ciudad) y un plan adicional, no comentado, que era hacer turismo. Apenas nos bajamos el avión corrimos al hotel a dejar nuestras cosas para ir a explorar el centro de comercial Albrook Mall, uno de los más recomendados por todos los conocidos a quienes les preguntamos.

Día 1: aprovechando hasta el final
Acostumbrados como estamos en Caracas a que los centros comerciales cierren tarde (9 :00 pm regular, y 11:00 pm en época navideña) nos confiamos de los consejos del taxista quien insistió en que teníamos vida en el lugar hasta las 10 porque era día de quincena y la gente salía a comprar y disfrutar... pero no fue así. Llegamos a muy pocos minutos del cierre total de todas las tiendas, entiéndande: 8 de la noche. Caminamos con entusiasmo y curiosidad, buscando lugares para bebés, infnatiles, grandes almacenes mientras que a nuestro paso luces que se apagaban, empleados saliendo, gente caminando a la salida, jeje no nos hubiera importado tanto -porque este paseo de reconocimiento fue muy útil- sino fuera porque incluso la feria de comida y algunos restaurantes también estaban cerrados y nosotros estábamos hambrientos. Así y con todo, logramos aprovechar una de las zonas del lugar, cercana a los cines, Alberto's una pizzeria donde comimos MUY rico y económico.

Día 2: Operación Comando.
Salimos temprano a comernos la ciudad, es decir, empezamos turisteando. La razón: allá todo el comercio despierta luego de las 9 de la mañana y nosotros estábamos desayunados a las 8. Tuve ciertos desencuentros con Jesús cuando me mencionó su plan de conocer la ciudad para que "no todo fuera tiendas" porque ESO era la única razón del viaje pero como me aseguró que sería solo antes de inciar las compas y que no interferiría dejpe pasarlo.

Este era nuestro día largo así que pensé en ir a las tiendas en Albrook Mall en la mañana, almorzar en el lugar, salir a Los Pueblos, y de allí al hotel a descansar. Yo pensé en comprar con relativa calma en vista del embarazo, pero Jesús pensó en hacerlo todo en 3 días con la velocidad del rayo... algo típico en él cuando viaja. Allí empezaron los "problemitas".

Antes de empezar el tour de compras salimos a caminar la zona, ver algo de la ciudad, recorrerla, cosa bastante interesante conlas tranquilas vistas de Panamá, el naciente Coast Way, la gente simpática y sin el calor agobiante que lo acompaña a uno TODO el día. Este recorrido tomó hasta más de las 10:30 de la mañana. Ya el plan se empezaba a estropiar para mí. En Albrook si acaso pude ver cuarta parte del recinto. Es muy grande y a mi me gusta disfrutar de la tiendas, comparar calidad y precios antes de empezar a comprar y no pude hacer nada de eso. Sin haber visto casi nada -ni comprado nada por mi aún existente exceptisismo- salimos a Los Pueblos, una muy extensa zona al aire libre donde se ubican mayorista, minoristas, tiendas de toda clase, es un ENORME centro comercial al aire libre. Allá todo fue terrible. Mi esposo no quizo almorzar antes de irnos de Albrook y mi merienda de media mañana no me hizo efecto alguno. Caminamos, caminamos, vimos, nos acaloramos, sudé mucho y ya muy molesta porque no veía lo que quería comprar EXIGI comer y bueno ese fue otro reto.

En Los Pueblos no hay restaurantes propiamente, solo vimos puestos de comida informal -que a mi me parecían muy insalubres o otros eran poco adecuados para mi dieta materna- y cuando tengo mal humor + calor me empiezo a desesperar. Agotada, Jesús malhumorado y hambrienta decidí comer en subway. El se animó luego y me acompañó con una tontería que ocasionó otro incidente porque "yo debía haberle traido su cepillo de dientes y ahora él no podría estar así el rsto de la tarde". Un encontronazo ideal para el calorón y el malestar general que me causaba la temperatura. Tanto que no aguanté. Entré a una tienda donde el surtido de bebés sí me gustó pero no estaba el coche que yo quería y me puse a llorar literalmente: estaba molesta, cansada, acalorada, sudada (¿dije que el Aire Acondicionado brilla por su ausencia en muchas tiendas y quienes lo usan es en temperatura mínima????) y peleando con mi esposo por un cepillo de dientes ¡DIOS! Panamá empezaba a verse mal.

Nos tomó un rato calmarnos, hacer las paces, recuperar el aliento (también debíamos entrar a ver tiendas de adultos, audio, video...) y seguir marchando. Casi tirando la toalla no indicaron que habia una tienda buena para infantiles y una vez más me animé. En general, me pareció que el surtido infantil no es mucho ni muy bonito ni variado en los almacenes... luego descubrimos 2 que sí tenían de todo y la maravilla Farmacias Arrocha, a donde entramos casi por mera casualidad. Me repuse totalmente cuanto empecé a comprar y compré con gusto decenas de caministas, monitos, pijamas, cocolisos y conjunticos de bebé para el diario.

Antes de buscar un taxi para irnos, pasamos a la farmacia para comprarme algo para el dolor de cabeza que me causó el calor y la sed. Entramos a Farmacias Arrocha y me volvió el alma al cuerpo. AIRE ACONDICIONADO!! ¡¡¡¡que enfría!!! Se sintió muy bien. Vimos cunas y esterilizadores que hubiera querido llevarme directamente pero no teníamos maniobrabilidad en ese momento.

Luego, más animada, llegamos aOca Loca donde conseguí el coche ideal... solo que quedaba el de exhibición y estaba resquebrajadas la goma del mango así que tuve que dejarlo (y mi mal humor regresaba a mi) pero junto a él otro coche genial con casi todos los requisitos que buscaba -solo le faltó la bandeja para que bebé coloque objetos o comida) me picó el ojo y me lo llevé luego de deliberar varios minutos. Cerramos la compra contentos, con las cositas de bebé y Jesús con algo para él.

Pensé que sería todo por hoy pero no fue así.. en el Hotel cambiaron los planes....

3 comentarios:

pelirroja78 dijo...

Amiga quereos fotos de la pancita...No te envidio el viajecito...Pero lo bueno es que compraste las cosas del bebe y dentro de todo cambiaste de ambiente...Sobon de Panza

viagra online dijo...

Yo estuve viviendo en ciudad Panama y la verdad es un lugar precioso y muy economico para ir de compras solo debes llevar ropa comoda porque es muy caliente

Janeth Sánchez dijo...

Hola navegando encontré esta pagina que aunque el comentario es viejo. Deseo decir unas cositas, primero soy Panameña, segundo muy mal asesorada en tu viaje. Aquí los Malls abren entre 10 y 11 a.m y cierran a mas tardar entre 7 y 8 P:M con excepción de Diciembre que están abiertos hasta las 10 11 p.m. Aquí encontraras almacenes que son exclusivos de bebes por ejemplo Poppys, Mother Care, La Infantil etc, en los demás almacenes encontraras un pequeño departamento de bebé.Hay Malls como Albrok Mall que tienen aire acondicionado, Multiplaza, Multicentro, Metro Mall etc, y otros al aire libre como Los Pueblos,el Dorado, Calidonia, La Central, estos dos últimos son los primeros malls que se construyeron en Panamá. Son viejitos y algo feitos, pero encuentras cositas muy económicas. En cuanto a restaurantes, hay en malls como Multicentro, multiplaza, albrok de comida rápida y algunos más especializados, pero donde encontraras muchos más será en la famosa calle Uruguay, en el Cosway y románticos y con mucho ambiente además de los de calle Uruguay los del Casco Viejo.En fin que pena que tu viaje no haya sido agradable. Saludos